Sagitaria subulata

Nuevo producto

Nombre común: Saeta de agua punzonada 

Nombre científico:Sagitaria subulata 


Familia: Alismataceae 

Más detalles

COP $4,000

Añadir a la lista de deseos

94 Artículos

share

Origen: America del Norte (región Atlántica) 


Forma: Planta de roseta con las hojas en forma de cintas. Es mur parecida a la Vallisneria spiralis pero se diferencia de esta en la terminación de las hojas y en el menor grosor de las hojas. 


Tamaño: Puede variar desde los 5 cm en acuarios poco iluminados y sin ningún abono a 40 cm o mas en acuarios con 1W/lt y abonados. 


Forma de propagación: Se propaga por estolones que nacen de la roseta de la planta. Cuando la planta ya ha crecido un poco se puede separar cortando el estolón. 


Necesidades lumínicas: Se adapta a condiciones lumínicas muy bajas. Aunque si se le proporciona suficiente luz veremos como la planta tiene un crecimiento espectacular. 


Necesidades de mantenimiento: No tiene ninguna necesidad especifica. 


Temperatura: No es exigente en cuanto a la temperatura. Puede aguantar temperaturas de 30º. 


Condiciones del agua: PH 6,5-8. El agua blanda no le va muy bien así que aguas duras o medianamente duras. 


Tipo de sustrato: Sustrato de grano pequeño e incluso arena. No necesita sustratos nutritivos para su desarrollo. 


Zona del acuario: Aunque se le considera una planta para poner en primer plano , va a depender de las condiciones de nuestro acuario, 


Dificultad: Es una planta de dificultad fácil. 


Observaciones: Planta muy fácil y muy bonita. Se le puede sacar un gran partido sobre todo para gente que no quiera plantas con muchos cuidados. En acuarios con poca luz puede llegar a crear un manto tipo césped muy bonito. 

Aunque la especie puede ser mantenida en gran diversidad de condiciones posibles tolera mal los cambios. La temperatura ideal para su mantenimiento ronda los 25º C aunque puede ser mantenida sin problemas en el margen comprendido entre los 22 y los 30º. 

Se deberá suministrar sustrato nutritivo a modo de abono antes de la plantación. Para realizar ésta correctamente se deberá tener la precaución de no dañar sus pequeñas raíces. El modo de plantado es similar a la Vallisneria. Tras el plantado se deberá tirar finamente de las hojas hasta liberar la base de estas por encima del nivel de sustrato. De lo contrario, al igual que si dañamos las raíces, la planta no progesará. 

Su rápido crecimiento supone que debamos planificar las zonas hacía las que se expandirá. Una iluminación adecuada conlleva que la planta cubra en poco tiempo el fondo del tanque arraigando incluso en los objetos decorativos. Los individuos que invadan zonas no adecuadas del tanque deben ser desplantadas para colocarse si fuera oportuno en la zona de plantado. 

Para mantener la coloración verde de la planta, evitando que amarilleen y potenciar su desarrollo deberemos añadir periodicamente abono de hierro con capsulas en el sustrato. 

iluminación
: Media-alta

22 productos más en la misma categoría: